Tarjetas Virtuales

Las Tarjetas Virtuales son un producto que surge como método de pago virtual, y no poseen condiciones físicas para su adquisición. Desde el momento de su creación han crecido rápidamente, aumentando su popularidad. Hoy en día se han convertido en un método de pago bastante común en internet, aceptado por muchas tiendas y con una gran variedad de usuarios que han ido confiando en este método. Este crecimiento fue evidenciado en el año 2015, el año récord de ventas para las Tarjetas Virtuales.

Tarjetas Viertuales

El funcionamiento de las Tarjetas Virtuales es similar al de una tarjeta de crédito o débito común, cuenta con un número de control y una fecha de vencimiento. Lo que hace la diferencia es que no poseen un cuerpo físico o una banda magnética, y son la forma más como de realizar nuestros pagos virtuales, cumpliendo con el objetivo para lo cual fueron creadas. Estas tarjetas nos permiten realizar las transacciones sin necesidad de proporcionar los datos de nuestra cuenta bancaria, lo que permite que como clientes sintamos más confianza a la hora de realizar compras en línea.  

¿Cómo funciona la Tarjeta Virtual?

Actualmente es muy común realizar transacciones en línea, pero hace tan solo algunos años era una opción poco común y que generaba ciertas dudas y desconfianza en los usuarios. Ahí es donde entran las Tarjetas Virtuales siendo la herramienta perfecta para lograr esa confianza en el cliente y popularizar este tipo de transacciones, convirtiéndose así una manera más fácil y rápida de realizar este tipo de pagos.   

Las Tarjetas Virtuales no requieren afiliarse a productos financieros, lo que a su vez permite una mayor seguridad en las transacciones, sin proporcionar datos bancarios ni personales.

Como mencionamos antes, las Tarjetas Virtuales, al igual que las físicas cuenta con un número de control, pero demás existen Tarjetas Virtuales que se complementan con otras medidas de seguridad como son la confirmación mediante PIN, código enviado por SMS entre otros menos comunes. 

Ventajas y Beneficios de tener Tarjetas Virtuales

Las Tarjetas Virtuales suelen ser de gran ayuda, y cuentan con numerosas ventajas y beneficios, entre las cuales podemos encontrar las siguientes:

  • Las Tarjetas Virtuales permiten un control absoluto sobre las compras realizadas ya que se recargan con un monto de dinero adecuado a los gastos que queremos realizar sin permitir que no excedamos de ese importe. 
  • Al no contar con ella físicamente  la probabilidad de pérdida es inexistente, esto ofrece a los usuarios mayor seguridad y reduce prácticamente a cero la posibilidad de robo o clonación de sus datos. 
  • Las Tarjetas Virtuales requieren que asignamos un importe para su uso, y es posible recargarla todas las veces que sean recesarías, esto nos permite mantener separada del resto de nuestros productos financieros sin que puedan ser afectados por las transacciones realizadas con esta tarjeta. 
  • Cuenta con todas las medidas de seguridad de una tarjeta física pero con las  ventajas ya mencionadas de una tarjeta de crédito virtual. 
  • Están pensadas principalmente para las compras virtuales utilizarles permite mayor rapidez y eficacia que utilizar las tarjetas físicas para compras virtuales. 

Tipos de Tarjetas Virtuales

Las Tarjetas Virtuales ya tienen tiempo en el mercado y existen muchas compañías que ofrecen la posibilidad de adquirirlas, y en la mayoría de los casos ofrecen algún tipo de beneficio asociado a su uso y/o emisión. Actualmente incluso puedes tener tarjetas virtuales ofrecidas por entidades bancarias reconocidas.  

En general las Tarjetas Virtuales suelen generarte menos costos de emisión y mantenimiento que una tarjeta física. A continuación de dejamos una lista de las Tarjetas Virtuales más populares: Este tipo de tarjeta suelen tener costes de emisión y mantenimiento menores al de una tarjeta física, entre las diferentes Tarjetas Virtuales por las que podemos optar conseguimos las siguientes:

Tarjeta Virtual Bankia

Tarjeta Virtual Bankia

En la plataforma Bankia podrás crear una cuenta y adquirir una  tarjeta de prepago, con ella podrás limitar el uso a un saldo cargado previamente, de esta forma logras una mayor y mejor planificación de tus gastos 

La Tarjeta Virtual Bankia puede ser recargada todas las veces que lo necesites sin ningún coste. Sus tarifas son bastante bajas y también brindan la posibilidad de realizar retiros en efectivo en toda la red de cajeros de Bankia

Si quieres obtener mayor información sobre esta tarjeta y sus beneficios o deseas adquirirla, puedes hacerlo ingresando al sitio web oficial

Tarjeta Virtual BBVA – Tarjeta Antes

Tarjeta Virtual BBVA - Tarjeta Antes

Las Tarjetas Antes de BBVA son Tarjetas Virtuales proporcionadas por esta entidad bancaria como firma de agilizar y facilitar la posibilidad de obtener una tarjeta BBVA si necesidad de contar con cuenta en el banco.

Con esta tarjeta es posible acceder a recargas a través de BBVA en la red de cajero que ofrece la entidad, en cualquiera de sus oficinas, o incluso en caso de contar con cuenta en el banco directamente descontando del saldo de la misma. La tarjeta Antes BBVA no tiene costo ni comisiones, y es posible realizar recargas de entre 6 y 1000 euros.

Tarjeta Virtual BBVA

Tarjeta Virtual BBVA

La Tarjeta Virtual BBVA tiene algunas características diferentes a la Tarjeta Antes, como por ejemplo que el límite de recarga en este caso de 600 euros. Las recargas podrán ser realizadas a través de internet, en las oficinas del BBVA o mediante cajeros automáticos sin necesidad de que tengas cuenta en este banco. 

La Tarjeta Virtual BBVA podrás contratarla solo necesitas contar con un correo electrónico y un código de identificación personal.

Si estás interesado en adquirir esta tarjeta, o conocer más sobre sus usos y beneficios te recomendamos acceder a la Pagina Web Oficial del BBVA para conocer todos los detalles y solicitarla.   

Tarjeta Virtual e-Cash de Santander

Tarjeta Virtual e-Cash de Santander

La Tarjeta Virtual de Santander es emitida por MasterCard, y permite recargas mínimas de 6 euros siendo su máximo posible 1650 euros. Estas tarjetas no tienen ningún tipo de comisiones pero requieren que se realice un gasto mínimo. 

Estas tarjetas podrás ser recargadas a través de los cajeros automáticos de Santander, en las oficinas, vía telefónica e incluso mediante aplicaciones móviles o la banca online del banco. Santander ofrece esta tarjeta gratis durante el primer año, pasado este tiempo tendrás que realizar un mínimo de 3 compras anuales para estar exonerado de comisiones y recargos. 

Además, la Tarjeta Virtual de Santander está afiliada a un servicio de comercio electrónico muy seguro que cuenta con verificación móvil, y un seguro contra accidentes de 120.000 euros, sin ningún coste adicional. 

Puedes consultar todos los beneficios, condiciones y realizar la contratación de esta tarjeta a través de los servicios del Banco Santander en su página oficial.  

¿Es recomendable usar las Tarjetas Virtuales?

Las Tarjetas Virtuales, como mencionamos antes surgieron como una opción alternativa que permite facilitar los pagos en línea, siendo una de sus principales ventajas el poder hacer los pagos online en cualquier moneda y cualquier plataforma sin inconvenientes. 

Si eres un usuario que frecuenta las compras online, las Tarjetas Virtuales te resultaran una convenientes, ya que son la mejor opción para realizar este tipo de transacciones sin tener que proporcionar datos personales ni bancarios.  

Para finalizar, debemos decir que el uso de Tarjetas Virtuales es altamente recomendable para todos aquellos usuarios que quieran conseguir una mayor rapidez en sus transacciones online, pero también es importante recordar que se debe tomar en cuenta los recargos que pueden tener en algunas páginas, o recargos que se pudiera tener por pagos en monedas diferentes a las que opera dicha tarjeta. 

Deja una respuesta